Inesperada derrota de la «T» en Rosario.

0
14
Foto archivo:(Fotobaires)

Talleres se vino con las manos vacías desde Rosario en su debut en la LPF frente a Newell’s,. Lo ganaba 2 a 0 al terminar el primer tiempo y quien no podía pensar que venía una goleada en el segundo.Pero no fue así,el equipo del debutante D.T. Eduardo Gamboa lo terminó dando vuelta y se quedó con un triunfo final por 3 a 2 inesperado, a juzgar por lo que se había visto hasta entonces.

Un mal que a Talleres lo persiguió durante las dos últimas temporadas,  y que se volvió a ver  ayer: la pelota parada. En tres jugadas iguales, desde el córner, como sucedió varias veces en la Copa Diego Maradona y en la última Copa de la Liga Profesional, la “T” se quedó sin nada, cuando parecía tener todo para quedarse con el triunfo.

Hasta que llegó el gol de Michael Santos, la Lepra había jugado mejor y, aunque sin llegadas elaboradas.Soltó a Cacciabue y Castro por las bandas y, con Julián Fernández armando juego, comenzó a complicar al fondo albiazul. Newell’s presionaba y estuvo cerca de convertir a través de un frentazo de Mansilla, un tiro libre de Fernández y un remate de afuera de Cacciabue.

A los 27 minutos llegó lo inesperado, Cacciabue metió un zapatazo en el travesaño, Auzqui recogió el rebote y con una asistencia larga y vertical habilitó a Santos, quien se escapó y definió entre las piernas de Aguerre. Newell’s quedó mal parado y desacomodado en el retroceso y el charrúa gritó su gol.

El uruguayo lo volvió a tener a los 40 y a los 43, respectivamente. Primero, tras un pared con Martino; y después a los pies de Aguerre. Valoyes salió rápido, Santos picó largo como lo hizo en el gol, lo vio llegar solo a Auzqui por el otro costado y lo asistió para el gol. “El Perro” le pegó mal, pero la pelota entró y la “T” quedó arriba en el marcador, el retroceso de Newell’s no fue bueno y vulnerable al juego de la «T.

Después de los 10 minutos  el partido pasó a ser de Newell’s. Castro comenzó a ser imparable por izquierda y cada centro que caía  al arco de Guido traía olor gol. A los 15′, vino el primer error de pelota parada en contra de Talleres. Córner  de Castro y Compagnucci, quien recién entraba a la cancha en lugar de Escobar, cabeceó libre de marcas y sin que nadie de la “T” amagara a saltar.

“El Cacique” Medina desde el banco lo vio llegar solo, pero sus jugadores no. “¿Quién toma al 27?”, gritó. Nadie de azul y blanco lo escuchó.

Santos pudo marcar el tercero, a los 28, con un remate en un palo, tras una pared con Auzqui. Fue sólo una ilusión porque un minuto después Herrera salvó su arco de Compagnucci y, luego, a los 31, vino el empate con un gol igual. Vino el  corner de Castro y Garro, recién ingresado, saltó libre de marcas a cabecear. Ninguna albiazul reaccionó.

El partido estaba empatado, pero la “T” no reaccionaba. Por eso llegó el tercero, dos minutos después. Y sí,de una córner, que derivó en una jugada confusa en el área para el gol de Cristaldo, con una ayuda de Mastrángelo, quien no vio un claro agarrón a Diego García.

Así  Talleres volvió de Rosario con la derrota inesperada luego de ir ganando por 2 a 0 al término del primer tiempo.derrotado de Rosario.